Nuestra participación en RELECA '07

06/06/2005 - Web Master

Durante los cursos de RECELA 07 se habló que la directiva RAEE europea propuso estimular la reutilización como el modo más alto de proteger el medio ambiente, pero no se fijó ningún objetivo, sólo se busca reciclar cuatro kilos anuales por habitante, lo que se reutilice no suma ni se controla, con lo cual se da la paradoja que para cumplir la directiva se rompe e inutilizan aparatos aún útiles para llegar a la cuota, impidiendo que se cumpla el verdadero espíritu de la ley.


Los mismos disertantes pidieron a los legisladores y otros actores sociales que van a debatir esta ley que se asuman objetivos concretos de reutilización como así también de reciclaje, es fundamental no trasladar una norma sobre la que sus propios autores lamentan no haber sido más precisos.
Por otro lado, estaríamos dando un ejemplo a los demás países en desarrollo, donde conviven sectores que consumen como en el primer mundo y otros que carecen de lo más elemental en el terreno tecnológico.


Un punto a tener en cuenta es que las condiciones e inestabilidad histórica de nuestra economía nos acostumbraron a reutilizar y alargar la vida de nuestros bienes.
Somos sin duda, los más capacitados en este campo y tenemos la obligación de que nuestra legislación refleje esa realidad.


Es importante comprender que la informática no es sólo computadoras, las empresas y los particulares desechan también impresoras, monitores, diferentes dispositivos que necesitan un análisis adecuado de su posibilidad de reutilización y disposición responsable.


Estudiantes de tecnologías se pueden beneficiar del correcto aprovechamiento de los RAEE , nuestra experiencia indica que los productos desechados representan el mejor material de estudio de los futuros profesionales. Más aún con las duras condiciones económicas que mucha de nuestra juventud padece después de tantos años de crisis, un correcto tratamiento de los RAEE ayudará a muchos jóvenes a acceder a una profesión rentable con gran demanda laboral, una razón más para no seguir desperdiciando recursos.


El cuidado ambiental es cuestión de humanistas, los disertantes a este congreso en muchos momentos lo parecían, humanismo y oportunidad de negocios no son opuestos. Es fundamental que las empresas que se dediquen a este negocio conserven altos estándares de calidad ética, social y ambiental, así como hay negocio en el consumo desenfrenado que hace cargo a la sociedad toda de su imprevisión e insensibilidad, hay también negocios en el campo ambiental, en la conservación y uso racional de los recursos. Pensamos que las PYMES, por su agilidad, pueden ser muy bien adaptadas a este escenario, simplemente son necesarias reglas claras y políticas que no permitan a las empresas eludir su responsabilidad.

Hablamos de que es necesario pensar modos de recuperación de los desechos electrónicos antes de que entren en los rellenos sanitarios, en Europa se han instalado los puntos verdes. Gran parte de la conferencia fue usada para explicar las dificultades y choque de intereses que originan este sistema, ¨las empresas no quieren pagar la fiesta de los municipios¨,  según se escuchó decir con razón.

Una sugerencia seguramente útil en nuestro país es la aplicación de Planes Canje, entendiendo que aquí aún las empresas y la gente consideran que sus equipos obsoletos tienen valor. Esto siempre ha funcionado, hay larga experiencia desde la aplicación para renovar el parque automotor y en varias oportunidades en el propio campo informático. Para esto es necesario que las empresas canalicen recursos de marketing, aprovechando lo bien visto que está por la sociedad el marketing con contenido ecologista, haciendo descuentos que tienten a la gente a entregar sus equipos obsoletos. Comprender la naturaleza de nuestra sociedad evitará que fracasemos copiando fórmulas que inclusive no han funcionado del todo en sus países de origen.

Por último, queremos mencionar un aspecto muy importante de la reutilización, su aspecto creativo; “volver a la vida“ a los productos que otros desechan es un acto que revitaliza el espíritu por su propia dinámica sana y produce una energía positiva, como cualquier acto que signifique hacer que las cosas funcionen. Es otro modo de enseñar respeto ambiental a las generaciones venideras, cuidar y cuidarse van de la mano.

 

Más noticias en Noticias

» Desde ahora Suecia cuenta con un centro comercial sólo para productos reciclados

» La economía circular: una buena noticia para comenzar el año

» Los verdaderos peligros de las pilas y baterías de litio

» Hoy, el Seminario de Gestión y Desafíos de Residuos Electrónicos en La Estación Vía Cultural

» 1er Seminario de Gestión, Valorización y Desafíos para los Residuos Electrónicos